Domingo de opinión: Nuevos tiempos en El Faro del Atlántico

DOMINGO, 11 FEBRERO de 2018

He de reconocer que cuando comencé esta andadura, allá por agosto de 2010, no pensaba que la continuidad de este proyecto fuese tal que alcanzase los ocho años de vida, que, ciertamente, se dice pronto.

También tengo que reconocer que, desde hace algún tiempo vengo pensando la forma de dar un giro al contenido que publico en este rincón de la red. Es ahora cuando se comienza a perfilar que será del nuevo Faro del Atlántico.

En el nuevo blog, la opinión cobrará una especial relevancia, prescindiéndose de cualquier tipo de contenido informativo no divulgativo (esto es, noticias de actualidad, sucesos u otra índole). Tanto es así que, desde el domingo 10 de febrero se pondrá en marcha un nuevo proyecto, la publicación semanal de un artículo de opinión, cada domingo, con el análisis de los asuntos de mayor relevancia durante la semana. Sin más límite que uno, el absoluto destierro de cuestiones de índole política.

Así, la línea editorial del blog se desarrollará en torno a la originalidad, esto es, la publicación de contenidos de elaboración propia, reduciendo al máximo aquellos copiados – en el buen sentido de la palabra -, y es que a nadie se le escapa que haciendo una sencilla búsqueda podemos encontrar artículos publicados exactamente igual en numerosas webs y blogs, en algunos casos incluso sin citar la fuente. 

También estará presente la calidad, es decir, la publicación de contenidos de interés, sin recurrir al titular o contenido fácil, con el único objetivo de atraer visitas.

En las próximas semanas se irá perfilando el nuevo concepto, con la paulatina incorporación de nuevos elementos, así como la supresión de otros que ya no tienen cabida.

¿Te unes al cambio?

javier.cruz@elfarodelatlantico.es


 

 

Anuncios

Vive la #Navidad17EFDA con el tradicional programa de Nochebuena

Un año más, llegan las fechas más entrañables del año, por eso, y como viene siendo habitual, El Faro del Atlántico ofrecerá, un año más y a través de su emisora Jauzgo Radio, el tradicional programa especial de Navidad.

En esta edición, el programa dará comienzo a las 19:00 y se extenderá hasta las 00:00 horas del 24 de diciembre. En total, cinco horas en las que haremos un repaso de la música navideña en una cuidada selección musical especialmente diseñada para la Nochebuena.

Un año más, se opta por no incluir cortes ni anuncios publicitarios en las cinco horas de emisión. El programa puede escucharse haciendo clic en el banner situado a la izquierda de esta publicación “(haz clic aquí para escuchar)” o bien haciendo clic en éste enlace  *


Debido a un problemas técnicos, el programa especial de Navidad se sustituye por una selección musical ajena a El Faro del Atlántico. 

* La emisión solo estará disponible a partir de las 18:30 horas del 24 de diciembre.

¿Hay líneas más allá de la 25, 26 y 48 para acceder al Campus de Tafira?

En las últimas fechas se ha popularizado una petición, a través de la plataforma Change.org, que pide a Guaguas Municipales y al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria modificaciones en los servicios de las líneas universitarias (25, 26, 48) pero especialmente de la línea 25.

Veámoslo. El Campus Universitario de Tafira está comunicado (bien directamente o de forma indirecta) por cuatro líneas urbanas (7 Teatro – Campus; 25 Auditorio – Campus; 26 Santa Catalina – Campus — Por Siete Palmas –; 48 Escaleritas – Campus) así como once interurbanas (26*, 301, 302, 303, 323, 324*, 325*, 327, 328, 313, 311) teniendo todas origen en Las Palmas de Gran Canaria salvo las marcadas con un asterisco, que lo tienen en  Telde, Arucas y Agaete, respectivamente. No obstante, vamos a dejar estas últimas al margen.

Así, nada menos que 12 líneas nos permiten acceder al campus desde capital grancanaria. Pero vamos a analizarlo con más detalle dividiendo el campus en tres zonas:

  • Zona alta (ingenierías)

Es la zona más beneficiada, por ella circulan o pasan razonablemente cerca las 4 líneas urbanas y las once interurbanas, es decir, 15 líneas.

Las líneas 323, 324, 324, 313, 327 y 328 circulan por el interior del campus en esa zona, realizando estas paradas

168061 Ingenierías

168061 Campus Universitario

168052 Informática

Las líneas 301, 302, 303 y 311 circulan por Carretera del Centro, situada junto a Ingenierías, teniendo la parada siguiente

152011 Universidad

152022 Universidad

152001 Tafira Baja

Además, los servicios de la línea 303 que salen desde San Telmo a las 22:30, 23:30, 00:30 y 02:30 horas en sentido San Mateo y a las 23:30 y 01:30 horas desde San Mateo y en dirección a Las Palmas de Gran Canaria, circulan por el interior del Campus en la zona de ingenierías.

  • Zona media (Biblioteca General)

Hasta aquí podemos acceder nada menos que en las cuatro líneas urbanas (recordemos, 7, 25, 26, 48) así como en 5 líneas interurbanas (313, 323, 327, 328, 304) (esta última, solo para ir hasta San Telmo)

En el caso de las líneas 25, 26, 48, 323 y 328, tendremos una parada en el interior del recinto universitario, junto a la Biblioteca General.

En el supuesto de usar las líneas 313 o 304 tendremos que ir hasta la Bajada de Lomo Blanco (paralela al vial del Campus) y llegar hasta la parada 168044 Entrada Urb. El Zurbarán (sentido subida)

Si por el contrario usamos la línea 327, tendremos que apearnos justo enfrente, en la parada 168043 con el mismo nombre.

  • Zona Baja (Ciencias Jurídicas)

Si queremos llegar hasta la zona baja del Campus podemos hacer uso de las cuatro líneas urbanas y 5 líneas interurbanas (313, 323, 327, 328, 304).

En el caso de las líneas urbanas (excepto la línea 7) y las interurbanas (excepto las líneas 313, 304 y 327) tendremos parada en el interior del campus Ciencias Jurídicas/Aulario Ciencias Jurídicas

Si optamos por las líneas 7, 327 ó 313, tendremos que cogerlas o bien apearnos en las paradas 168032 Bajada de Lomo Blanco / 168041 Bajada de Lomo Blanco situadas una frente a la otra.

Próximamente, se incluirá más información sobre los accesos en guagua al Campus Universitario de Tafira.

Circula varios kilómetros en dirección contraria por la GC-2

En la noche del pasado viernes un vehículo Citroën Berlingo ocasionó momentos tensión en la Autovía del Norte (GC-2) tras circular durante varios kilómetros en dirección contraria.

Según muestra un vídeo que circula por las redes sociales y del cual también se han hecho eco medios locales y nacionales. En el mismo, se aprecia como el vehículo circula en dirección contraria (en sentido Agaete – Las Palmas de Gran Canaria haciendo uso de los carriles destinados para la circulación Las Palmas de Gran Canaria – Agaete) por el carril de la izquierda y a toda velocidad.

En el documento gráfico, publicado por Galdaraldía.es y de apenas 1:40 minutos de duración, se puede apreciar como el vehículo, de color blanco circula a toda velocidad haciendo caso omiso de las advertencias que los vehículos que circulan al otro lado, en el sentido correcto, así como de aquellos con los cuales se cruza y que no tienen más remedio que esquivarle para evitar colisionar.

Aunque las imágenes fueron captadas en el pk 23 (aprox.) de la vía insular, según el relato de eventuales testigos a través de Facebook, el hecho se desarrollo a lo largo de un número indeterminado de kilómetros, al menos entre San Isidro (Gáldar) y Llano Alegre (Santa María de Guía).

Al respecto, la Guardia Civil, tras tener conocimiento de los hechos, ha iniciado una investigación en el marco de la cual pide la colaboración ciudadana a fin de aportar cualquier dato que pueda ayudar a la identificación del conductor.

1.png
Captura del vídeo grabado por testigos desde otro vehículo. Puede visionarlo aquí

Las enseñanzas de la calle

Hay una expresión que viene a decir que “la realidad siempre supera a la ficción” y en este caso no podía ser más certera.

Estoy hablando del intento de homicidio de un sintecho en la Estación de Guaguas de San Telmo, en Las Palmas de Gran Canaria. Suena fuerte, lo sé, pero los hechos no dejan lugar a dudas sobre la crueldad que envuelve el asunto.

Sucedió en el pasado día 10 de mayo, en uno de los principales núcleos del transporte interurbano en la isla, lugar por el que a diario pasan miles de personas; a estudiar, a trabajar, de ocio… pero que por las noches queda inmerso en la más absoluta soledad y con ella hace acto de presencia una buena amiga, la impunidad, aunque no del todo en este caso.

En horas de la madrugada, nuestro protagonista, Jerónimo, se encontraba durmiendo en una de las escaleras de acceso al intercambiador, tapado con una cortina de baño a modo de manta, como si no fuese ya suficientemente terrible tener que vivir en la calle como para también hacerlo en esas condiciones.

Fue entonces cuando dos individuos, uno de ellos ya en prisión provisional, presumiblemente prendieron fuego al útil con el que mitigar el frío de la noche. Afortunadamente, en esta historia no hay solo villanos sino también un héroe, un vigilante de seguridad de la propia estación que, alertado por uno de los presuntos autores del hecho acudió hasta el lugar de los hechos y pudo sofocar las llamas, sin que Jerónimo resultase afectado.

Entre septiembre y mayo, suelo usar la Estación de San Telmo entre 2 y 4 veces al día, algunos días hasta 5. Podría decirse que conozco hasta el más íntimo entresijo de la instalación, y nunca me había cruzado con él. De mi condición de persona observadora deduzco que nunca había estado establecido por allí, puesto que de ser así nos habríamos cruzado en alguna ocasión. Aun así, leo que ya son varios los años que lleva pernoctando en la Estación, en cualquier caso, nunca había tenido la suerte de cruzarme con él hasta hoy.

Si, la suerte. Lo digo porque en esta sociedad, gravemente enferma de vanidad, solo se considera a quien tiene un título universitario, a quien es exitoso, a quien tiene dinero, a quien es alguien – expresión, por cierto, con un asombroso nivel de ridiculez, bajo mi óptica – pero se olvida que hay personas que no pueden enseñarnos la paradoja del ahorro de Keynes, ni llevarnos al lugar más caro de la zona, pero si pueden hacernos creer como personas, hacernos reflexionar, ver las cosas de otra forma. Ese tipo de personas, querido lector, no precisan de dinero, ni formación ni siquiera voluntad de hacerlo, tan sólo se valen de una buena dosis de experiencia vital.

Y ahí estaba hoy, sentado en los mismos escalones con los que van a dar sus huesos cada noche, charlando con varias personas mientras apuraba un café con leche en un vaso de plástico, de máquina, seguramente. ¿Cuál es la lección por aprender? Muy sencilla, que, aunque en la vida se nos crucen desaprensivos, personas desagradables que tan sólo buscan nuestro mal, no hay que doblegarse ante ellas, no hay que rendirse ante un burdo chantaje que se disfraza de gamberrismo e inadaptación. No hay que rendirse ante nada. Y para esto no ha hecho falta un título en psicología, tan sólo algunos años en las duras calles.

Smile.ong, Afrocanarias-Diakhase y Kutembea na Tanzania, beneficiarias del @Bioagaete 2017

El festival Bio@gaete Cultural Solidario, que en su séptima edición de 2017 se celebrará los días 17, 18, 19 y 20 de agosto en la Villa de Agaete, destinará los beneficios del evento a las asociaciones Smile.ong, Afrocanarias-Diakhase y Kutembea na Tanzania, tres entidades que apuestan por la educación y la atención especializada como la vía para el cambio y transformación de las realidades sociales, tal y como ha informado la asociación impulsora del mismo.

presentadoras_escenario_principal_20160902_1934974763

Al mismo tiempo, la asociación destinará, a partir de este año, una parte de las aportaciones recibidas durante el festival a paliar las necesidades materiales de las y los estudiantes del municipio de Agaete, las cuales se han acentuado con la mermada inversión en educación de los últimos años. La decisión se basa en la preocupante realidad del municipio como son el alto porcentaje de desempleo, baja cualificación profesional, escasa motivación para emprender y el alto índice de abandono escolar.

Por ello, la asociación Bio@gaete Cultural Solidario asume de esta manera su compromiso en favor del desarrollo de la comunidad y el entorno en el que se inserta su actividad social.

El Festival Bio@gaete Cultural Solidario es el mayor evento anual celebrado por la Asociación Sociocultural Bio@gaete Cultural Solidario, constituyendo su principal vehículo de trabajo para el cumplimiento de sus objetivos. Incluye actividades centradas en sus diferentes ámbitos de actuación con la finalidad de sensibilizar y apoyar causas medioambientales, culturales, deportivas y sociales.

Las entidades sociales beneficiarias y sus proyectos. Los beneficios que se obtengan del evento se distribuirán entre los proyectos educativos que desarrollan las tres entidades seleccionadas; un hecho histórico para esta joven organización que, en pocos años, se ha perfilado como una referencia en el mundo de la solidaridad y la sostenibilidad medioambiental.

Smile.ong es una organización canaria que busca el cambio y modernización de la educación actual en los centros educativos. Uno de sus grandes aportes está en la prevención y erradicación de las expulsiones como “medida educativa”, cuando un estudiante comete faltas de conducta.

Además, fomenta la formación cultural y educativa a niños, niñas y jóvenes para suplir sus necesidades tanto en el ámbito social, como familiar, personal, laboral y de tiempo libre. Para conseguirlo, brinda asesoramiento legal a diferentes colectivos en riesgo o en exclusión social, atención psico-social a personas víctimas de discriminación o vulnerabilidad, entre otras actuaciones.

El proyecto “Rehabilitación y acondicionamiento de la escuela de Guacc Gueye”, ubicado en una zona rural del departamento de Bambey, en la República de Senegal, beneficiará a más de cien niños y niñas que viven en situación de extrema pobreza y no disponen de las condiciones básicas para su escolarización y acceso a la educación. A través de la Asociación Intercultural Afrocanarias- Diakhase se canalizará la ayuda para arreglar la infraestructura de la escuela (techo, suelo, instalación de ventanas y pintura).

Que los niños y niñas del lugar puedan acceder a una escuela, significa para ellos la única oportunidad de aprender a leer y escribir, de adquirir los mínimos conocimientos para el desarrollo de sus vidas de personas adultas; de evitar ser explotados laboralmente desde temprana edad y el analfabetismo y sus consecuencias y la falta de oportunidades laborales en el futuro.

COLABORA CON EL FESTIVAL BIO@GAETE CULTURAL SOLIDARIO

De apariencias y engaños

Desconozco la hora del día en que estarás leyendo ésta líneas, querido lector. En mi caso, las escribo cuando son las 23:07 horas del jueves 4 de mayo de 2017. Reconozco que el recuerdo de ésta historia me ha sacado de la cama, porque, como dicen “No dejes para mañana lo que que puedes hacer hoy” aunque a éste hoy le queden apenas 54 minutos. 

Hay otra consabida frase que dice eso de “las apariencias engañan” siempre lo había escuchado y ahora he descubierto que es muy certera.

Esta mañana, me encontraba en un centro de salud cualquiera, por un motivo cualquiera, eso es lo menos relevante en la historia. A la vacía sala de espera – algo extraño en la sanidad pública, pero era así – llegan dos mujeres, madre e hija. Guiado por unos tópicos absurdos, con los cuales en éste momento me arrepiento de haber comulgado, rápidamente advierto de lo extraño de ellas. De lo marginal, vamos a ser claros. Comenzamos una conversación. No tardo mucho en darme cuenta de lo que equivocado que estaba al realizar mi valoración a primera vista. La madre me cuenta como impone a sus hijos el respeto a los demás, especialmente a los profesores en los centros educativos, porque hay que ser educado. 

En la conversación sale una realidad tan dolorosa como extendida; varios de sus hijos quieren estudiar, pero uno de ellos tiene que conformarse con un ciclo formativo, pues la situación económica familiar no es la más idónea y el escaso dinero de las becas se entrega a la familia para poder hacer frente a los pagos. El otro, también tiene voluntad, pero tuvo que volver a cursar un determinado curso, pues no pudo hacer frente al elevado desembolso que supone pagar los manuales de estudio.

Si ya me encontraba gratamente sorprendido, la continuación no es para menos. Ella me dice que debería leerse más y que a ella le encanta. En su momento, sacaba libros de la biblioteca y tenía que conformarse con ediciones de bolsillo que le dejaba un familiar, pues tampoco podía hacer frente a más. En éste punto de la conversación, tengo una sensación de esperanza y otra de desencanto, a la vez. Esperanza por ver el empeño en buscar algo que leer, pese a una situación adversa, en estudiar con el grave hándicap de no tener recursos. Desencanto por que ésto aún suceda en nuestro siglo.

Para reflexionar. Fue tal el impacto que generó en mi aquella conversación que, pese a las horas, no quería dejar pasar éste día y que, en el momento de ponerme ante el teclado de hayan perdido ya matices de aquella inesperada charla que se convirtió en motivadora casi sin pretenderlo. Para reflexionar sobre la valía de muchos que se ven limitados no por sus ganas o sus aptitudes sino por su posición económica. Para reflexionar sobre la fuerza de voluntad y de aquella otra frase que dice que “el que quiere, puede”.

Antes de abandonar el recinto volvemos a cruzarnos. Se marchan. Al tiempo que me estrecha la mano, la madre me confiesa que ha sido un placer conocerme. Yo, quizá por lo avergonzado que me encontraba al haberme dejado llevar por la primera impresión y haber hecho un muy injusto juicio de valor antes de tiempo, o quizá por no haber sabido dar una oportunidad a aquellas mujeres, no dije mucho más, pero la realidad es que el placer y el honor fue mío.